martes, 16 de diciembre de 2008

2 poemas de Ben Clark


Darwin se acerca a Lady Macbeth un sábado noche


Si me he acercado a ti es porque estás buena.

Si dijera otra cosa, mentiría.

Y quiero conocerte, de verdad,

y que tú me conozcas, con el tiempo,

que hagamos nuestros sitios que ahora mismo

no nos importan nada. Quiero echarte

de menos, que me llames y me digas

que me extrañas muchísimo, que falto.

Quiero memorizar tu piel, decirte

que tienes un lunar nuevo en el hombro,

quiero decirte cielo y que te enfades

porque odias ese nombre. Quiero verte

cada día que pueda y discutir

por cosas que ahora mismo dan igual.

Quiero saber que estamos distanciándonos.

Notar cómo los días nos devoran,

irremediablemente.

Quiero que me preguntes qué nos pasa

y no tener palabras que decirte.

Cuando tú ya no estés tan buena y yo

ya no le dé importancia a ese detalle.

Porque yo no seré tampoco joven

y mis preocupaciones serán otras:

pensar cómo es posible que hoy de nuevo

nos estemos mirando como aquella

noche en que me acerqué a ti y te dije

algo ya no me acuerdo que quería

conocerte supongo y los dos éramos

lo mismo que ahora somos. ¿Qué me dices?






Contra la literatura


No hay nada más inútil que escribir.
Nada más dependiente que los libros.
Pero Alberto me llama y me pregunta
‘¿Qué te está pareciendo mi novela?’
Y yo le digo bien, salvo este punto
y el momento en que dice esto y aquello
y él escucha y anota y bien parece
que aquí estamos haciendo algo importante.

Quién pudiera vivir fuera de un libro,
juntar en un hatillo las palabras
y haciéndose a la mar decir ‘Adiós;
me voy para morir entre las fauces
de una auténtica bestia, les regalo
la curva de mi espalda, mis bolígrafos,
el impreciso sueño de la gloria,
la implacable derrota de mi olvido’.

3 comentarios:

Un estertor dijo...

No sé ni cómo he llegado hastaquí, pero me ha gustado este lugar, oiga.

PD: ¿podría usted facilitarme un enlace para hacer aquello de "Ver el post completo"? Una ayudita, por caridad...

Cangrejo Pistolero dijo...

Hola,
pues yo lo encontré poniendo en el google "Ver post completo" y hay infinidad de páginas con muchas maneras de hacerlo. Te adelanto que no es fácil. Tienes que tocar el HTML del blog.
Si quieres te miro en unos días la página de donde yo lo saqué.

Un saludo

Laura dijo...

El primer poema del post es precioso